retroalimentación científica y cultural

Recomendaciones: cómics para empezar 2012

In ciencia infusa on 05/01/2012 at 9:23 pm

Ante estos tiempos tan deprimentes a los que nos enfrentamos científicos, divulgadores, periodistas, profesores y ciudadanos en general, debo añadir a nivel personal un motivo más de depresión. Evento corto pero cíclico: las fiestas navideñas. Uno de los elementos indispensables para que las navidades sean tales es la emisión y recepción de regalos, tanto para los niños (usualmente por partida doble) como para los adultos. Siempre es difícil saber qué regalar sin desbaratar el presupuesto de quien le toca ejercer el papel de emisor, y aun así, en muchas ocasiones, sin saber a ciencia cierta si le hará ilusión al receptor.

Hace unas semanas recibí un gran regalo por parte de Jordi Ojeda, uno de los invitados de Feedback. Como gran experto en cómics le pedí que me recomendase alguno para que una novata como yo pudiese entrar en ese mundo. Jordi Ojeda lleva más de quince años divulgando la ciencia mediante novela gráfica y es propietario de una ingente colección personal. Además de emocionarnos con las historias y disfrutar del diseño y el arte de los ilustradores, en estos libros se pueden aprender o recordar distintos aspectos de disciplinas como Historia, Geografía, Matemáticas o Medicina. Por supuesto, acertó con las recomendaciones. El regalo, a continuación.

Curiosity shop

Madrid, 1914… La Gran Guerra llama a las puertas de Europa. España está dividida entre los partidarios de la Entente y los de la Triple Alianza…

Máxima vuelve a casa después de tres años de ausencia, justo en el momento en que su padre se suicida. El hallazgo de un espejo oculto le revelará a la muchacha que su progenitor llevaba una doble vida como contrabandista de antigüedades y la embarcará en la búsqueda de un extraño aparato capaz de traducir una lengua secreta; una invención codiciada a la vez por el movimiento sionista madrileño, el MI6 británico y la Alianza…

Arrugas

Emilio, un antiguo ejecutivo bancario, es internado en una residencia de ancianos por su familia tras sufrir una nueva crisis de Alzheimer. Allí, aprende a convivir con sus nuevos compañeros –cada uno con un cuadro “clínico” y un carácter bien distintos– y los cuidadores que les atienden. Emilio se adentra en una rutina diaria de cadencia morosa con horarios prefijados –la toma de los medicamentos, la siesta, las comidas, la gimnasia, la vuelta a la cama…– y en su pulso con la enfermedad para intentar mantener la memoria y evitar ser trasladado a la última planta, la de los impedidos, cuenta con la ayuda de Ernesto, su compañero de habitación…

Logicomix

Una novela gráfica sorprendente que convierte algo tan árido como la matemática y el terremoto conceptual que sacudió sus cimientos hacia finales del XIX y durante las primeras décadas del XX en una aventura apasionante, narrada por uno de sus protagonistas: Bertrand Russell.Cubriendo un lapso de sesenta años, la novela gráfica Logicomix se inspiró en la historia épica de la búsqueda de los Fundamentos de las Matemáticas.El libro cuenta su historia en una forma atractiva, a la vez compleja y accesible. Es la razón filosófica de la lucha en el trasfondo de la agitación emocional y personal, así como los acontecimientos históricos trascendentales y las batallas ideológicas que les dieron origen.El narrador es el más elocuente y enérgico de los protagonistas de la historia, el gran lógico, filósofo y pacifista Bertrand Russell. Es a través de sus ojos que las apremiantes necesidades de grandes pensadores como Frege, Hilbert, Poincaré, Wittgenstein y Gödel salen a flote, a través de su propia participación apasionada en dicha búsqueda.

El coche de Intisar

A los seis años, Intisar descubrió que los niños podían hacer muchas más cosas que las niñas y eso no le gustó nada. Ella quería tener la misma libertad que ellos. Pensó que si hablaba como un chico, caminaba como un chico y actuaba como un chico, se convertiría en un chico. El plan funcionó un tiempo, pero dejó de hacerlo cuando alcanzó la pubertad. Entonces Intisar debió buscar una nueva forma de ejercer la libertad y la encontró sentándose al volante de un Toyota Corolla.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: